CLASIFICACIÓN DE LOS CONTRATOS DE ACUERDO CON SUS FUNCIONES ECONÓMICAS Y SOCIALES


Para completar la clasificación de los contratos, es necesario agruparlos desde el punto de vista de la función económica y social que cumplen, debido al importante papel que desempeña el contrato dentro de la vida económica. El contrato puede ser utilizado como una herramienta de cambio o de circulación de bienes, para generar crédito, para que exista la cooperación, para satisfacer la necesidad de garantía y por último la de custodia. Estas son las finalidades económico-sociales que cumple el contrato.
1. Contrato de Cambio: son aquellos en los que se produce una circulación de bienes a través de su enajenación o disposición (compraventa, permuta, cesión onerosa de derechos, etc.), o en virtud de esa circulación pero recurriendo a la concesión del uso temporario de esos bienes (locación urbana, arrendamiento rural, etc.).
2. Contrato de Crédito: son aquellos en los que se concretan mediante préstamos de consumo, mutuo oneroso y gratuito, o de uso gratuito, comodato, o entrega en guarda con derecho a usar, depósito irregular; otro tanto ocurre con el contrato oneroso de renta vitalicia.
3. Contrato de Garantía: son aquellos contratos accesorios que brindan seguridad respecto del cumplimiento de otro contrato (contrato principal); por ej, el contrato de fianza, si el deudor no cumple, las obligaciones las cumple el fiador o garante.
4. Contrato de Custodia: son aquellos que tienen finalidad de guarda o conservación, como ocurre en el contrato de depósito regular, voluntario o necesario (por el cual el depositante entrega al depositario una cosa para que la guarde y la entregue cuando le sea requerida) generalmente gratuito en el ámbito civil y oneroso en el comercial; lo mismo ocurre en los contratos atípicos de garaje y de guarda en cajas de seguridad.
5. Contrato de Cooperación: son aquellos contratos en los cuales medie una función de cooperación para alcanzar un fin determinado. Por ej, el contrato de locación de obras y de servicios; el contrato de mandato, por el cual el mandatario contribuye con el mandante para alcanzar un fin determinado.
6. Contratos de Previsión: son aquellos contratos destinados a la prevención de riesgos; por ejemplo, la renta vitalicia, en el derecho civil y el seguro, en el comercial, cumplen con dicha finalidad.
7. Contrato de Recreación: son aquellos contratos que aun cuando no cumplen una función económica tienen una misión de entretenimiento o recreación de la personas. Por ej, el contrato de juego y apuesta, y el contrato atípico de espectáculo público.